Ir al contenido principal

“El tinglado de la vieja farsa” o la política española en tiempos prelectorales.



“He aquí el tinglado de la vieja farsa…” La frase pertenece a la obra teatral de Jacinto Benavente, ‘Los intereses creados’, El autor, Premio Novel de Literatura en 1922, poco pudo imaginar que las palabras con las que comenzaba su comedia iban a describir con tanta exactitud la situación política de su país un siglo y pico después de estrenada la obra. Porque lo que está sucediendo en este país es, efectivamente, el tinglado de una vieja farsa, la de la transición, que montó un tinglado de poder  al que, quienes lo construyeron se empeñan en aferrarse, por mucho que la ciudadanía esté cansada de tal tinglado e intente darle la espalda, pese a la presión y manipulaciones que llevan a cabo los medios al servicio de los actores de la farsa.

Una encuesta de la empresa Metroscopia para El País, muestra el cansancio del electorado por lo que hasta hace pocos meses eran los partidos mayoritarios. El diario El País se empeña en hacer creer que, a pesar de que Podemos ganaría las elecciones, lo haría en casi un cuádruple empate en el que Podemos, PP, PSOE y Ciudadanos obtendrían más o menos los mismos votos, alrededor todos ellos del 20%, -Podemos 22.5%, PSOE 20.2, PP 18.6 y Ciudadanos 18.4-, otra cosa es cuando se va a la intención directa de voto, en la que Podemos, a pesar de que la encuesta refleja una bajada de cinco puntos del partido liderado por Pablo Iglesias, supera a su inmediato seguidor, el PP en casi cinco puntos.

Que Podemos registre una bajada de cinco puntos respecto a consultas anteriores no puede sorprender, dado que, en este tinglado de la vieja farsa, los medios, siempre rehenes del poder establecido, llevan semanas atacado a la formación nacida del 15M, de la ciudadanía, en contra de los intereses de lo que constituye el tinglado de la farsa de la transición, esos dos partidos de turno, como los de los tiempos de la Restauración, que vinieron repartiéndose el poder y las prebendas durante treinta y ocho años y quieren seguir en las mismas otro tanto, o los siglos que sean menester, para proteger la impunidad de una economía ultracapitalista en la que es el poder del dinero el que decide cuáles han de ser las leyes y los derechos.

“Mejor que crear afectos es crear intereses” proclama Crispín, uno de los dos protagonistas de ‘Los intereses creados’. En el tinglado de la vieja farsa de la transición, sus factótums siempre consideraron que mejor que crear derechos y democracia, era crear intereses, los de las grandes empresas a las que, favoreciéndolas con acciones de gobierno, se les garantizaba su impunidad fiscal y laboral, y que estas agradecieron con prebendas o puestos en Consejos de Administración cuando los políticos abandonaron el poder. Así se ha creado una situación de dependencia entre unos y otros, una simbiosis muy rentable para la oligarquía y los políticos, en la que ambos se benefician mutuamente, del mismo modo que un estornino boyero y un gran mamífero se ayudan mutuamente.

Y en esas irrumpió Podemos, el partido que supone un peligro para esa simbiosis y los intereses que llevan cerca de cuarenta años defendiendo los protagonistas del tinglado de la vieja farsa. Y ambos se han puesto de acuerdo, junto con los medios a su servicio, para contar toda clase de falacias que calen por igual en las mentes febles, que en quienes defienden a ultranza un sistema político en el que, como privilegiados, se sienten cómodos. Ayer mismo dos digitales recogían la noticia de que el PP había felicitado a los medios porque iban ‘por el buen camino’ al haber emprendido una cruzada contra Podemos en la que sirve por igual la falacia o la difamación. Al fin y al cabo, muchos profesionales poco honrados, que por desgracia abundan más de lo que sería de desear, sienten una secreta admiración por la frase del nazi Goobbels que dice: ‘una mentira repetida mil veces se convierte en verdad’.

También ayudan los políticos, como Susana Díaz, la candidata a la Junta Andaluza, que puso mucho interés en que la Universidad de Málaga, de cuya rectora es correligionaria y amiga, sancionase a Íñigo Errejón por no haber pedido por escrito permiso para realizar su trabajo fuera del recinto universitario. Y es que Díaz, de la que se especula que es posible que pacte con el PP tras las elecciones que ella adelantó tras romper la alianza con IU, personifica, como un paradigma, a los políticos del PSOE apegados a una mal llamada transición y todo lo que representa, fiel seguidora y admiradora del gran fiasco del socialismo que constituye Felipe González.

Es el tinglado de la vieja farsa de la política española, desde la transición hasta el presente, una mala imitación de una democracia que no es tal, y que se resiste, con medios torticeros, a que el pueblo decida su destino y elija a gobernantes que no hayan sido previamente designados por el dedo de la oligarquía y el capitalismo más feroz.
Esquirlas de actualidad. 
Si alguien piensa que el juicio contra la trama Gürtel puede acabar por desvelar la financiación ilegal del PP puede dejar de hacerse ilusiones, porque el juicio se celebrará en la Sección Segunda de la Audiencia Nacional, conformada por jueces muy conservadores y presidida por Asunción Espejel, una magistrada que cuenta con la admiración y amistad de la secretaria general del PP, Dolores de Cospedal, que condecoró a la juez con la máxima distinción judicial, la Gran Cruz de San Raimundo de Peñafort, que Castilla-La Mancha decidió otorgarle en marzo de 2014. En ese acto la presidenta de CLM definió a Espejel como “una gran mujer y una gran jurista”. Además, la magistrada formó parte del CGPJ a instancias del PP en la pasada legislatura. El compadreo está servido.
***
El diario ABC, uno de los más fieles servidores del PP, anuncia en su portada de hoy, como exclusiva, que el Gobierno bajará el IVA cultural del 21% al 10% en las entradas de cine, teatro y otros espectáculos. Se trata, sin duda, de conseguir que lo que en el pasado se llamaba ‘gente de la farándula’ perdone, al ministro Wert en particular y al PP en general, las muchas ignominias cometidas contra el mundo de la cultura. Aunque no parece que la gente del cine se vaya a dejar embaucar por una medida tomada después de haber arruinado compañías teatrales, grupos musicales y economías de actores, directores, cámaras y todos los que trabajan para el mundo de la cultura, olvidando la persecución por una bajada de IVA llevada a cabo tarde y con afán electoralista
***
“Salvar al soldado Rato”. Así definen desde algunos sectores la actitud de la Fiscalía Anticorrupción respecto a Bankia. A decir de las acusaciones particulares del caso, el trabajo del fiscal anticorrupción Alejandro Luzón, más se parece a la labor de un abogado defensor. También el FROP - Fondo de reestructuración ordenada bancaria, administrado por una comisión rectora integrada por ocho miembros, cinco de ellos a propuesta del Banco de España y tres en representación de los fondos de garantía de depósitos- defendió las cuentas de Bankia y arremetió contra el informe de los peritos del Banco de España que determinaron que la entidad, formada por Cajas de Ahorros de comunidades gobernadas por el PP, había falseado las cuentas para su salida a bolsa. En su afán de salvar al expresidente de Bankia, Rodrigo Rato, el fiscal pidió al juez Andreu que extreme "la prudencia para no dañar a Bankia porque su futuro, dependiendo del precio al que pueda vender el Estado su participación, nos afecta también a todos, incluidos los que compraron acciones en su salida a bolsa” argumentó Luzón en el escrito de recurso a la fianza de 800 millones de euros que Andreu exige a los representantes de la entidad, incluido Rodrigo Rato.
***
Leído y visto por ahí. 
 El paso de la historia nos permite conocer detalles que, cuando se producían, nos hubieran parecido disparates, pero que, con el paso del tiempo, nos permiten explicarnos muchas cosas, como lo que tuvo que ver la CIA en la elección de Felipe González como seretario general del PSOE

Luisa Seoane tiene siempre la amabilidad de transcribir en su blog ‘dissidens’ artículos de La Cartelera Turia, generalmente unas necrológicas tronchantes. Esta es la de la edición del pasado sábado.

Un acertado bosquejo de un personaje abyecto hecho por Javier Marcos Angulo, capaz de retratar con la tecla o con los pinceles lo mejor y lo peor del paisaje o los humanos

***

 






Comentarios

  1. Lo cierto es que tengo la sensación de que ya estamos en el cambio, un día de estos escribiré sobre los programas de izquierdas, para notar las diferencias ¿diferencias?.
    Luego queda evidentemente, qué lo que cumplen. Eso pienso que es la verdad incuestionable. Pero eso es harina de otro costal.
    Un abrazo enorme, cronista de la actualidad

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

26J: ¿Pucherazo o estupidez del pueblo?

Susana Díaz: El enemigo en casa

Crónica en negro del País Valencià: ¿Carlos Fabra implicado en asuntos mucho peores que la corrupción?

Quienes gustan de la historia, saben que muchos acontecimientos nunca explicados por los coetáneos de hechos ominosos, acaban apareciendo claros como el cristal con el transcurrir de años, o de los siglos. Acontecimientos políticos, guerras sin sentido que respondían a intereses económicos ocultos o, incluso, a pasiones de índole sexual, se desvelaron con el paso del tiempo aunque, para quienes fueron testigos directos hubieran constituido secretos insondables.
Una publicación catalana, El Triangle, sacaba a la luz en días en pasados un artículo sobre el crimen de las niñas de Alcàsser en el que, según recoge un amplio reportaje en su edición de papel, la confesión de un arrepentido podría implicar al todopoderoso y corrupto Carlos Fabra, expresidente de la Diputación de Castellón durante largos años, en una red de pornografía infantil que llevaba a cabo, igualmente, un amplio abanico de actividades ilícitas: importación y venta de cocaína procedente de Panamá, tráfico de armas, trapic…