Ir al contenido principal

La noche que Ruz perdió la paciencia y Aznar volvió a rebuznar.

Se quejan algunos políticos, aquellos que tienen mucho que esconder y algo que temer –en general, tienen una especial habilidad para librarse de los castigos penales-, de que la política se judicializa, y ocurre justo cuando hay una denuncia sobre alguna de las muchas barrabasadas que perpetran. Pero llevan unos meses sin repetir lo de la judicialización de la justicia; no necesitan hacerse las víctimas ya que que cuentan con la defensa de los fiscales y la cautela, por decirlo de forma suave, de la mayoría de la judicatura.

Mas de tanto tensar la cuerda, de tanto reírse de los jueces alguno de ellos reacciona. Hoy lo ha hecho el cauto juez Ruz, al ordenar, ¡por fin!, un registro en la sede del PP. A partir de hoy, el togado responsable del caso Gürtel y Bárcenas puede ir tentándose la toga, ha puesto su carrera en peligro: cómo haberse atrevido a atacar a un león con un palo, como en la fábula de Esopo.

La razón del registro de la sede de Génova 13, protagonizada por el secretario judicial y dos miembros de la UDEF, responde a la lentitud del partido en el Gobierno en aportar toda la documentación relacionada con las obras de la sede, sobre la que hay indicios de que se realizó a base de ese dinero negro de la financiación ilegal que ha dado, tanto para que Bárcenas atesorara más de cuarenta y ocho millones de euros en paraísos fiscales, como para financiar campañas electorales o pagar sobresueldos en negro a lo largo de más de veinte años.

Han debido influir en la decisión del juez Ruz, que lleva meses instruyendo el caso con pies de plomo o tal que si pisase huevos crudos, las descalificaciones y veladas amenazas de los políticos del PP a raíz del auto dictado por el magistrado que ve ‘indicios de financiación ilegal’. A lo que los integrantes del PP reaccionaron con las típicas y tópicas declaraciones de los dirigentes de ese partido, que culpan al resto del mundo de lo que sea, antes de aceptar que pudieron haber metido la pata, cuando no la mano.

Instalados en la total impunidad, los jerarcas del PP no están acostumbrados a que la Justicia los ponga en un brete; de hecho, para que no ocurra, cuentan con la Fiscalía a su servicio, cuerpo jerarquizado cuyo jefe es subordinado directo del Ministerio de Justicia, en un ejercicio de total falta de respeto a la independencia judicial. Una patada en las posaderas de Montesquieu.  

De manera que el hartazgo de Ruz, enviándoles a un secretario judicial y a dos agentes de la UDEF, ha debido sorprenderlos con las manos en la masa de la ocultación de pruebas. Ojalá.

Con el registro de la sede del PP, el juez Ruz ha destapado sin duda la caja de los truenos. No se trata del PSOE cuando el caso Filesa que, aun estando en el Gobierno, sufrió un registro de la sede de Ferraz en el que no solo miraron debajo de las alfombras sino incluso en las cañerías del sótano. No hubo repercusiones ni para el juez ni para el fiscal ni para la policía que investigaba un caso de corrupción deleznable, pero que ahora, por simple comparación con lo que está viéndose de la trama corrupta urdida por el PP, semeja una corrupción de la señorita Pepis, algo como de juguete o de broma, mientras que la del PP recuerda a una planta trepadora que hunde sus raíces en todos los centros de poder económico, judicial y empresarial, que todo lo controla y a todos ellos enriquece.

Recuerda mucho la gente del PP, cuando se ponen al descubierto sus muchas vergüenzas, el viejo refrán "arda la casa, pero que no salga humo" porque, cuando se ponen en evidencia sus manejos, abusos y trampas, lo único que saben hacer es dolerse de que la prensa dé cuenta de ello y anunciar, enrabietada, acciones judiciales contra quienes desvelan sus fechorías.

El expresidente Aznar, al que los correos de Blesa están presentando como muchos intuimos hace años, esto es, un codicioso amoral que no repara en los medios para enriquecerse, emitió esta misma tarde un comunicado, mezcla de dolor y de amenazas, proclamando su insostenible honradez, y quejándose de que los correos con Blesa hayan trascendido porque, argumenta, se trataba de correos privados.

Que se queme la casa pero que no salga humo: los abusos de poder, los latrocinios, el descaro y la puesta en evidencia de que existió un grupo de gentuza que arruinó al país, frente a todo ello, lo que ha de hacerse es callar, no divulgar, se trata de ‘asuntos privados’. Aunque el dinero que hurtaban de mil maneras fuera público.

Antes de la aparición del comunicado de Aznar, el ministro Arias Cañete también se dolió en una tertulia de que se vayan conociendo los correos de Blesa, pero obvió dar una respuesta sobre el escándalo que revelan. Arias Cañete es otro angelet que tiene intereses inmobiliarios y energéticos, por lo que, quién lo pondría en duda, la cartera de Medio Ambiente le viene como anillo al dedo y justo para destrozar lo poco que de natural queda en este triste país para favorecer negocios propios y de amigos.

El expresidente Aznar nos metió en una guerra ilegal, inmoral e injusta con el propósito, logrado, de hacerse de oro a costa del agradecimiento del alcohólico monstruo George W. Bush y el de su amigo, el epígono de William Randolph Hearst, Rupert Murdoch, quien lo colocó en el consejo de administración de News Corporation -la editora mediática de importantes diarios del mundo anglosajón-, a la vez que le abría las puertas de universidades que pagan substanciosas cantidades por oír, en su pésimo inglés, las simplezas a que nos tiene acostumbrados.

El apoyo de Aznar a la guerra de Iraq se tradujo en jugosas repercusiones económicas para el expresidente, y que las tuviera de muy otra naturaleza para los madrileños, en el más sangriento ataque terrorista de toda su historia, no cuenta, al parecer, carece de importancia y de interés.

Ahora, cuando se desvela que colocó a toda prisa -en cuanto llegó a La Moncloa- a Miguel Blesa como Presidente de Caja Madrid, Aznar hace un nuevo ejercicio de cínico autobombo, proclamándose el más honrado, trabajador, desinteresado y amante de las artes que pueda existir en este país. Como si no lo conociera este pueblo de sobra, como si no supiéramos de su afición por los negocios, en los que tanto le da vender tanques a Gadafi, aviones a Hugo Chavez u hostias al demonio.

Aznar, con su proverbial chulería, después de haber pregonado todas sus virtudes de prohombre intachable injustamente perseguido por las hordas que gritan su rencor por las esquinas, dice que se dirigirá al Poder Judicial para que investigue y castigue a quienes hayan filtrado los correos ‘íntimos’. Aunque algunas informaciones señalen que no lo son, que se trata de un correo corporativo que pertenecía a una Caja propiedad pública, esto es, por si el señor Aznar lo ignorara, de los sufridos españoles.

No cabe duda de que si Aznar pudiese ordenar el fusilamiento de quien haya filtrado a la prensa los correos y de qué periodistas que los han divulgado, lo haría. Por fortuna, de momento, no existe ese castigo en este país.


Aunque todo podría andarse. Cualquier día, el señor Fernández, en colaboración con el señor Gallardón, acordarán que la sociedad demanda una ley que castigue a los periodistas que divulgan las barrabasadas del poder. Entonces, la profesión pasará a ser, de una de las más arriesgadas existentes, a una propia de especímenes en vías de extinción.


Comentarios

  1. Estás en paro? No te contrata La Sexta o Público? Chica, con lo imparcial que tú eres. Sólo lleva dos años Rajoy gobernando pero vosotros no habéis parado de rebuznar desde el día siguiente. Ni 100 días, ni 100 segundos. La ira os corroe. No soportáis la democracia. Ni en 1931, ni en 1934, ni en 1996, ni en 2011. Simplemente no podéis veros gobernados por los que no piensan como vosotros ¿Y sigues en paro? De verdad, pregunta por Wyoming, por Ferreras, por Iñaki o por Barceló. Seguro que te contratan y si no, te dan una palmadita en la espalda. Fantástica periodista, oye.

    ResponderEliminar
  2. Desde hace sobre un par de años, mis colegas me vienen hablando sistemáticamente de su blog. Así que, hoy entré con la curiosidad de leer dos o tres entradas, pero terminé, absorta y satisfecha, haciendo un recorrido por el blog que duró varias horas. Podría decirle que me llaman la atención un par de cosas sobre las demás: lo acertadamente que vaticinó la conducta del Partido Popular cuando se hiciera con el poder -no cabe duda de que los conoce muy bien-, y el acierto en la visión y la valoración de una conducta política, la que llegó después, que superó con creces sus más negros presagios. Y que podrá ser obviada incluso por los más de los jueces, no por una ciudadanía que, por fin, está empezando a despertar del letargo, ni le digo aquella parte que, obligada a emigrar a otros países, la siguen a usted, conozco a unos cuantos entre ellos. Por otra parte, este país pertenece a la UE, y no pasará mucho tiempo sin que tengan que intervenir desde allí, ya que los escándalos se suceden sin solución de continuidad, causando un asombro indescriptible en los lectores de la prensa de cualquier otro país. No hay palabras para valorar el grado de desvergüenza, y en todo sentido, de este gobierno, tampoco el de una prensa que, o bien se le subordinó o amedrentada, o por bicoca, momio o sencillo sobresueldo, o en razón de que el filofascismo gubernamental es también el de su línea editorial. En ese sentido, y ya sabrá perdonarme la injerencia, me temo que el anónimo que pretende ¿molestarla? o pertenece a ella o, mucho más probable, es una de sus víctimas; suele tratarse de gente sencilla y muy indefensa.

    En fin, volveré. Como seré una más a divulgar la existencia de este blog, y no solo ya porque se lo merece: porque nosotros no nos merecemos un gobierno como el del PP, y entre todos hay que echarlos del poder que detentan de una manera desvergonzada y empobrecedora de la nación en todo sentido, mientras los prohombres del partido se enriquecen a costa del erario año tras año, y al parecer, desde hace dos décadas. Todo ello imposible de entender en el resto de países europeos, como bien sabe y a mí me consta.

    Gracias. De corazón.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Anónima, le agradezco sus palabras y su valoración del blog, y que coincidamos en que no podemos seguir soportando un gobierno como el que sufrimos en la actualidad y que llegó al poder con mentiras -podría utilizar otros sinónimos mas 'cultos', pero 'mentira' tiene la fuerza imprescindible para señalar lo que viene haciendo el PP desde la campaña electoral- y con la ventaja de jugar tramposamente con el dinero de la campaña para dar un golpe de Estado a través de las urnas.

      En cuanto al individuo ese que pretendía no se sabe qué, porque haría falta algo más que las palabras de un necio ignaro e intolerante para molestarme, seguramente es lo segundo que apunta, una de esas tristes personas que no contaron con una educación que le permitiera ser un ente pensante y un ciudadano con dignidad. Solo merece conmiseración, el pobre

      Muchas gracias a usted.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

26J: ¿Pucherazo o estupidez del pueblo?

Susana Díaz: El enemigo en casa

Crónica en negro del País Valencià: ¿Carlos Fabra implicado en asuntos mucho peores que la corrupción?

Quienes gustan de la historia, saben que muchos acontecimientos nunca explicados por los coetáneos de hechos ominosos, acaban apareciendo claros como el cristal con el transcurrir de años, o de los siglos. Acontecimientos políticos, guerras sin sentido que respondían a intereses económicos ocultos o, incluso, a pasiones de índole sexual, se desvelaron con el paso del tiempo aunque, para quienes fueron testigos directos hubieran constituido secretos insondables.
Una publicación catalana, El Triangle, sacaba a la luz en días en pasados un artículo sobre el crimen de las niñas de Alcàsser en el que, según recoge un amplio reportaje en su edición de papel, la confesión de un arrepentido podría implicar al todopoderoso y corrupto Carlos Fabra, expresidente de la Diputación de Castellón durante largos años, en una red de pornografía infantil que llevaba a cabo, igualmente, un amplio abanico de actividades ilícitas: importación y venta de cocaína procedente de Panamá, tráfico de armas, trapic…