Ir al contenido principal

Lo que no cuenta la prensa de la Conferencia Política del PSOE: Manipulación contra información.

La prensa no da nunca puntada sin hilo y cuando elige un asunto para titular un artículo y centrar la atención del lector en un determinado asunto no suele hacerlo por torpeza o ineptitud, sino más bien con el propósito de distraer de lo esencial, interesando en lo superfluo.
Hace años, durante la campaña previa a los comicios municipales y autonómicos, envíe a mi periódico una crónica sobre un mitin político sobre las propuestas municipales de una determinada formación. Al final del texto comentaba la señalada ausencia de un líder al acto electoral que ponía de manifiesto ciertas disensiones internas en el seno de aquel partido. Cuál sería mi sorpresa cuando al día siguiente, al ver el periódico, me encontré con que el titular giraba en torno a la ausencia del enfadado líder a la vez que de las propuestas que habían hecho los dirigentes sobre su programa de gobierno casi habían desaparecido.

Irritada, como siempre que me manipulaban o cambiaban una noticia, llamé a la redacción para quejarme del cambio que habían dado a mi crónica. El redactor jefe, con mucha desfachatez, me dijo que lo que era noticia era la ausencia del líder y que dar datos de las propuestas no era misión de la prensa porque, de hacerlo, se estaba trasmitiendo propaganda electoral. Y zanjó la conversación con un ‘y lo que interesa es la pelea, no lo que propongan’.

Lo que le interesaba a él, obviamente, porque seguramente los lectores habrían sacado más información de lo que ofrecía esa formación que no de la ausencia de un determinado político al mitin de su formación.

He recordado la anécdota al ver el tratamiento que han venido dando los medios a la Conferencia Política del PSOE, en el que los titulares, desde el comienzo del encuentro socialista hasta el final del mismo ha girado en torno a la fecha de celebración de las primarias y las distintas opiniones de algunos de quienes pretendían adelantarlas o el criterio de la dirección de ese partido.

Cuándo celebran las tan traídas y llevadas primarias los socialistas para elegir a su líder es algo que seguramente interesa menos a la ciudadanía que conocer qué planes tiene el PSOE si llega al Gobierno y qué políticas aplicará.

Que haya aprobado una reforma fiscal para que paguen más los que más tienen, que quiera garantizar la sanidad y la educación públicas, que prometa –y faltará ver si lo cumple- que denunciará el concordato con la secta católica para que esta se financie por sus propios medios, sin hurtarle dinero público a los ciudadanos, o que se comprometa a que los dirigentes de esa formación sean fulminantemente cesados de sus cargos cuando sean procesados, o que prohibirá por ley las donaciones de empresas a los partidos políticos, son asuntos que tienen mucho más que ver con los intereses de la ciudadanía que el hecho de que Rubalcaba convoque primarias antes o después.

Sin embargo, la prensa no ha prestado apenas atención a las propuestas aprobadas, y ha hecho hincapié en las posibles disensiones que puedan existir dentro de una organización que ha puesto el máximo interés en dar una imagen de unidad, porque sabido es por todos que una de las cosas que los electores rechazan de un partido político es que sus dirigentes anden entre ellos a la greña.

Mas el concepto de lo que es noticia para la prensa suele divergir de lo que es de interés para los lectores, sobre todo cuando los de la prensa son poco confesables y manipula las noticia en su propio interés.

El ‘no dejes que la realidad te estropee un buen titular’, paradigma de la prensa amarilla, ha contaminado a todos los medios que buscan el titular más llamativo y más conveniente a sus necesidades. Y está claro que para la prensa oficial, esa que trabaja sometida y supeditada a los intereses de la oligarquía y del PP, no le interesa contar que las bases del PSOE están imprimiendo un criterio más cercano a lo que, de siempre, fueron los ideales socialistas, abandonados por un Gobierno, el de Zapatero, que aplicó unos criterios neoliberales en lo económico y pacato en cuanto a sus relaciones con la secta católica o la monarquía.

Interesada en ocultar a la población que el PSOE parece inclinarse a unas políticas que podrían hacer que parte del electorado olvidase la desafección producida por las medidas neoliberales adoptadas por el anterior Gobierno socialista, la prensa abre sus ediciones del lunes no con las noticias de aquello aprobado en el seno de la Conferencia Política, sino, primero con los datos del terrible tifón padecido en Filipinas y, al tratar el asunto de los socialistas, hace hincapié en las dichosas primarias que no son un asunto que interese particularmente a los ciudadanos.

Que el PSOE haya tenido la decencia de pensar antes en lo que necesita el pueblo que en sus asuntos internos puede resultar importante para aquellos electores que se abstuvieron y le hicieron perder casi cuatro millones de votos, que en parte fueron a otros partidos precisamente porque se olvidó de los intereses de la ciudadanía.

Esa circunstancia tendría que haber sido el titular sobre la Conferencia Política si la prensa cumpliese con su obligación de informar, de acuerdo con los intereses de los ciudadanos y no con los de la oligarquía o del PP.

Pensar que a los lectores les puede interesar más conocer las fechas de unas primarias, la de la celebración del Comité Federal, o de lo que piensan sus dirigentes respecto al actual secretario general significaría que la prensa no tiene ni la más repajolera idea de lo que interesa a los lectores.

Mas, la triste realidad de la prensa actual es que le importa menos el interés de los lectores que la capacidad de dirigir su pensamiento. Si hace que los lectores se fijen antes en el guirigay de la pelea personalista de unos dirigentes políticos olvidará que hay un partido que ofrece una manera diferente de hacer política a la que está llevando a cabo el actual Gobierno y que ya iba siendo que lo hiciera.

Otra cosa es que luego, el PSOE, al volver a gobernar se acuerde de cumplir esas promesas, o que, como ha hecho en otras ocasiones, defraude la ilusión del electorado incumpliendo su programa para aplicar políticas neoliberales, de connivencia con la secta católica o de condescendencia con los corruptos.

En ese caso la prensa tendría que recordarle que incumplía sus promesas. Mas como no informó de ellas, si el PSOE regresa al poder, la prensa no se sentirá obligada a reprochar nada, porque estará encantada de que un partido supuestamente de izquierdas mantenga una postura neoliberal, como hizo siempre que llegó al Gobierno.

Si te gusta este blog y lo que en él se cuenta puedes contribuir con una pequeña aportación económica para ayudar a su autora, en paro desde hace más de tres años. 
Muchas pequeñas cantidades de muchos lectores me pueden sacar del aprieto. En el enlace que aparece en el recuadro podéis ver cómo ayudarme:

Esta bloguera es miembro de la 

Comentarios

Entradas populares de este blog

26J: ¿Pucherazo o estupidez del pueblo?

Susana Díaz: El enemigo en casa

Crónica en negro del País Valencià: ¿Carlos Fabra implicado en asuntos mucho peores que la corrupción?

Quienes gustan de la historia, saben que muchos acontecimientos nunca explicados por los coetáneos de hechos ominosos, acaban apareciendo claros como el cristal con el transcurrir de años, o de los siglos. Acontecimientos políticos, guerras sin sentido que respondían a intereses económicos ocultos o, incluso, a pasiones de índole sexual, se desvelaron con el paso del tiempo aunque, para quienes fueron testigos directos hubieran constituido secretos insondables.
Una publicación catalana, El Triangle, sacaba a la luz en días en pasados un artículo sobre el crimen de las niñas de Alcàsser en el que, según recoge un amplio reportaje en su edición de papel, la confesión de un arrepentido podría implicar al todopoderoso y corrupto Carlos Fabra, expresidente de la Diputación de Castellón durante largos años, en una red de pornografía infantil que llevaba a cabo, igualmente, un amplio abanico de actividades ilícitas: importación y venta de cocaína procedente de Panamá, tráfico de armas, trapic…